El lanzamiento de Final Fantasy type 0 HD en PlayStation 4 y Xbox One ha venido acompañado de la demo de Final Fantasy XV,  un juego que lleva unos 10 años de desarrollo y que anteriormente era conocido como Final Fantasy Versus XIII.

Sin tener aun fecha de lanzamiento prevista, esta nueva entrega de la saga Final Fantasy es uno de los juegos más esperado y que ha generado muchas espectativas.

Este entrga parece que pretende alejarse de la trilogía de Final Fantasy XIII, al menos en cuanto a libertad.  Lo que más llama la atención es la amplitud del mundo que se nos presenta con un gran maoeado a nuestros pies por el cual nos podemos mover de forma totalmente libre, aunque en esta demo no podemos salirnos de unos limites,  aunque sigue muy amplia.

En la demo tenemos una misión principal que es la de cazar a un Bégimo para cobrar una recompensa y así poder arreglar nuestro coche. Además existen otras misiones secundarias menores que nos pedirán buscar ciertos objetos o luchar contra ciertos enemigos.

Completar la misión principal no nos llevará más dos horas, que pueden ser más dependiendo de lo que exploremos y de las misiones secundarias que hagamos.

El sistema de batalla vuelve alejarse del clásico sistema de turnos de las primeros juegos  y vuelve a ser una mezcla de RPG y acción. Sólo controlamos a un personaje, Noctis.

El sistema de batalla es bastante simple aunque no por ello poco profundo y veremos que los primeros combates no podemos dedicarnos única y exclusivamente apretar un botón.

Con el botón cuadrado acabemos con un ataque simple mientras que con el triángulo podemos utilizar un ataque especial que consumirá puntos de magia. Tambien podremis esquivar los ataques enemigos con el botón L1 lo que consume PM y no podremos esquivar si nos quedamos sin ellos. Mientras esquivamos podremos bloquear ataques si pulsamos cuadrado en el momento oportuno.

Noctis también puede realizar un movimiento especial con su espada que nos permitirá lanzamos hacia ciertas partes del escenario o hacia los enemigos. Como es tradicion, podemos también utilizar objetos en batalla así como invocaciones. En la demo conseguiremos la invocación de Ramuh, que es  la más espectacular que he visto en la saga.

Si uno de nuestros aliados cae en combate, podremos revivirlo acercándonos a él y pulsando X. Del mismo modo, si nuestra vida se agota tendremos una especie de barra de agonía en la que podremos ser curados por un aliado. Si dicha barra se termina se acaba la batalla.

Los combates no son aleatorios y veremos a los enemigos en el mapeado que podrá detectarnos  o que podremos ir directamente nosotros atacarlos.  Además en una batalla iniciada podrán unirse otros enemigos. Después de cada batalla la vida de los personajes se recupera por completo.

Existen cierras zonas de descanso donde podremos guardar la partida y subir de nivel a nuestros personajes.

En cuanto al apartado gráfico luce verdaderamente espectacular. Sin embargo, sufre de numerosas caídas de framerate y ralentizaciones que estropean mucho la experiencia. Supongo que estos problemas estarán resuwltos en la versión final del juego. Los efectos de iluminación y de partículas son muy espectaculares y la distancia de visionado del mapa es enorme, aunque tiene badtantes de  dientes de sierra y la visión borrosa en la lejanía.

La demo esta doblada en japonés e inglés y subtitulada al castellano. La banda sonora apunta maneras y el tema principal escuchamos de la pantalla de menú es impresionante lleno de epicidad y magia como nos tiene acostumbrados la saga.

En general la demo deja muy buenas sensaciones solo empañadas por los problemas en el apartado gráfico. La verdad que este juego parece que es algo radicalmente diferente a lo visto la trilogía de Lightning.

Esperemos que esta libertad que se muestra en la demo se plasme finalmente el juego final y no haya sido sólo un espejismo.

7